TRENDING NOW

El portal mas grande del Mundo Hispanoparlante, con toda la información religiosa de todas las lineas y diasporas africanas.
#PortalAfricanista MARIA QUITERIA
El nombre de esta Pomba-Gira es MARIA QUITÉRIA (no quiteira, quitela, quintela o quinteria, deformaciones hechas a causa del desconocimiento o la mala pronunciación). Se trata de una Pomba-Gira que trabaja dentro del Reino de Lucifer (Reino de la Lira o Candomblé) bajo las órdenes directas de Rainha Maria Padilha. Su forma de presentarse es casi siempre como una mujer madura, a veces ya de avanzada edad, con amplias polleras, capa, capelina, guantes largos, etc. Prefiere como arma de trabajo la navaja (o sevillana). Es erróneo asociar a esta Pomba-Gira con la mujer que se enlistó en el ejército brasileño y tenía el mismo nombre, porque ahí se trata de una asociación de tipo histórico buscada por alguien que se basó en los nombres, cuando en realidad se debe tener en cuenta la palabra de la Entidad. Nosotros en nuestras pesquisas hemos conocido varias Pomba-Gira Maria Quitéria y ninguna de ellas usaba ropas de militar y cuando consultadas sobre el personaje histórico femenino que fue militar, decían que no tenían ninguna relación. Por otro lado, el nombre Maria y el apellido Quitéria son muy populares en Portugal y Brasil, basarse tan solo en esto basta para equivocarse. Claro que existen ahora algunas Quitérias en Uruguay (no dudo que también en Argentina) que llegan con ropaje militar aludiendo al personaje histórico, pero más que ser influencia de la Entidad, se trata de influencia del propio médium que tal vez fuera adoctrinado por su jefe de que así se presenta Maria Quitéria. Con respecto a que es la "mujer" de Ogum Megê, nada más disparatado, porque Ogum Megê es una Entidad que trabaja en la Umbanda, en la Línea de Ogum. En kimbanda sólo llegan Entidades que representan a Exu, porque se trata de una LÍNEA DE EXU.
Cada cosa en su lugar, Umbanda es umbanda y Kimbanda es kimbanda, no inventemos que ya está todo inventado. El uso de la cuchilla por parte de Maria Quitéria representa su linaje y subordinación a los dos grandes poseedores de armas blancas de la Kimbanda: Rei das 7 Liras (Lucifer) y Rainha Maria Padilha, cuyas presentaciones tienen que ver con los malevos y arrabaleras. En algunos casos tuvo encarnación como una anciana hechicera, que trabajaba en los cementerios con huesos humanos. Algunos de sus caminos son: Maria Quitéria das 7 Encruzilhadas Maria Quitéria da Kalunga Maria Quitéria das Almas Maria Quitéria da Campina Maria Quitéria do Cruzeiro Maria Quitéria da Figueira Maria Quitéria dos Infernos La fuerza energética de Maria Quitéria tiene mayor intensidad en trabajos a ser ejecutados con las Almas principalmente en Cementerios y Montes, siendo casi siempre mensajera de Orixás como Iansá, Oba, Sanponná y a veces Ogum. KURIMBAS DE MARIA QUITÉRIA Maria Quitéria, Se ela é das Almas No Cemitério... Vence demandas ------------------ Tem faca, faca, faca, Maleva não é! Tem faca, faca, faca, Padilha não é! É Maria Quitéria, é Maria Quitéria É Maria Quitéria, é Maria Quitéria!! ---------------- Ali vem sá Maria Quitéria Trazendo um axé no pé Balançando a sua saia Reforçando a nossa fe ------------------ Existe um Exu-Mulher Que não passeia à toa Quando passa pela encruza Maria Quitéria não vacila, Ela não faz coisa boa. ------------- Eu vi num cruzeiro uma mulher Vestida de branco e preto Dando gargalhadas ao luar Ela era Maria Quitéria Que chego para trabalhar -------------------- Quá, quá, quá, Quitéria Que bonito povo arreia Que linda é sua falange Que bonita é Maria Quitéria
El portal mas grande del Mundo Hispanoparlante, con toda la información religiosa de todas las lineas y diasporas africanas.
#PortalAfricanista Egosofía: el conocimiento del Yo
¿Qué es la Egosofía? Uno de los tantos caminos hacia el descubrimiento del Ser, figura mítica que no por anacrónica ha perdido su nobleza. Viajar es una de las formas del descubrimiento, y viajar hacia uno mismo es, quizás, una de las experiencias más comunes de la vida, y acaso sobre la que menos conciencia tenemos.

En este segmento de El Espejo Gótico iniciamos un recorrido por el Ser, una jornada que no siempre será placentera y que tampoco se ajusta del todo a los parámetros de la filosofía, pero que en cambio compadrea de auténtica y libre de prejuicios. El objetivo será desnudar al Yo, reconocerlo con toda la fuerza de sus imperfecciones, analizar sus motivaciones, teorizar sobre sus falencias, conjeturar sobre su naturaleza; pero sobre todo maravillarnos con la experiencia de ser humanos en un mundo que invita a una humanidad más bien miserable.

Desde luego, la Egosofía no es una doctrina. De hecho, definirla fuera de su fisionomía morfológica es redunante. La Egosofía es el conocimiento del Yo, del Ser, pero de ese Yo y ese Ser que a menudo relegamos al ámbito especular de los sueños, a esa entidad imprecisa en la que no nos reconocemos -o no queremos reconocernos-, acaso por vergüenza pero sobre todo por temor.


Egosofía, el descubrimiento del Yo.
900 días desde que el sol se oscureció.
Ahamkara, la ilusión del Yo.
Aprender a tomar buenas decisiones (sin decidir realmente nada)
Aprendiendo a reconocer cretinos.
Aprendiendo a viajar en el tiempo.
Aquello que nos separa de la muerte.
Así quemamos a Juan de los Choclos.
Así supe que ya no despertaría.
Besar en el momento indicado.
Borges y una conferencia sobre las pesadillas.
Breve historia de la Hipocresía.
(Casi) todo lo que necesitas es amor.
¿Celos de tu ex-pareja? ¡Síndrome de Rebeca!
Cervantes y la conspiración de los molinos de viento.
Claves para descifrar la muerte de un hombre abandonado.
Cómo acabar con el remordimiento.
Cómo acelerar, detener o regresar el tiempo atrás.
Cómo decirle NO a un hombre (y ayudar a las que le dirán SI)
Cómo encontrar a tu media naranja (y tirar la cáscara a tiempo)
Cómo encontrar la felicidad (o al menos conocer su paradero)
Cómo encontrar la pareja perfecta.
Cómo entender a las mujeres.
Cómo entender tus propios sueños.
Cómo escuchar a las mujeres.
Cómo hacer hablar a un hombre tímido (o el silencio de los elocuentes)
Cómo hacer que un hombre vuelva a hablarte.
Cómo hackear los ojos de una mujer.
Cómo las mujeres nos enseñaron a leer por placer.
Cómo luchar contra la tentación (y culpar a Oscar Wilde)
Cómo manipular a los hombres (sin que vean los hilos)
Como NO hacer un pacto con el demonio.
Cómo piensan las mujeres: el secreto de la intuición femenina.
Cómo quieren las mujeres.
Cómo reconocer al amor de tu vida (y huir a tiempo)
Cómo reconocer a tu alma gemela.
Cómo reconocer el amor verdadero.
Cómo reconocer un beso de despedida.
Cómo saber si estás enamorado.
Cómo saber si un hombre te conviene.
Cómo saber si van a dejarnos (paradoja de un cretino)
Cómo se crea suspenso en la literatura (y en la vida)
¿Cómo ser libre? ¡Siendo hereje!
Cómo ser un buen ejemplo (sin cumplir sus principios)
Cómo ser un escritor exitoso.
Cómo superar el miedo al fracaso.
Cómo terminar con la adicción al trabajo.
Cómo vencer el miedo a la Soledad (en compañía de alguien)
Cómo vencer la timidez (o el infierno de los tímidos)
Confiar en tu pareja...
Consejos para ahorrar munición durante el apocalipsis.
Consejos para dejar a tu pareja.
Consejos para terminar con los poemarios.
Consideraciones acerca de la consideración (un episodio en un bar)
Crónicas de la licenciada Safo.
Cuál es la ÚNICA PREGUNTA que se debe hacer en TERAPIA.
¿Cuál es la vida real?
Cualquiera puede tener razón, aún estando equivocado.
Cuando alguien más vive tu vida.
Cuando el amor se torna indiferente.
Cuando ellas nos miran.
Cuando las mujeres buscan "un hombre que las sorprenda".
Cuando la tristeza nos vuelve inmortales.
Cuando nadie escucha a las mujeres (mito de Casandra)
Cuando una mujer ya no te necesita.
Cuando un solo amor es demasiado: una curiosidad matemática.
¿Cuándo vale la pena luchar por una relación?
Dar un ojo de la cara (el sacrificio de Odín por la sabiduría)
De amores trágicos.
Decir "Yo amé" es decir que nunca has amado.
Dejar de sufrir por amor (tributando el corazón)
Del amor al odio hay un paso, y a veces ninguno.
DELAQUEEL: palabra mágica para cumplir un deseo imposible.
De mujeres y esposas.
¿De qué hablan los poetas cuando no hablan de amor?
¿De qué se enamoran las mujeres?
¿De quién es el placer?
Diario de un vampiro real.
Diario Éxtimo.
Diarios de Antiayuda: el Club del Antilibro.
Diccionario de sueños.
Diferencia entre amor y deseo.
Diferencia entre vivir y eso que hacemos todos los días.
Dilema del erizo (un pensamiento de Schopenhauer)
Dios es mujer.
Dos hombres, dos historias: el mismo destino.
Einfühlung, el hallazgo del Yo en el Otro.
El alma de los vampiros.
¿El amor consiste en dar o recibir? Un debate resbaladizo.
El amor en la física cuántica.
¿El amor está en el corazón?
El amor imposible de la luna.
El amor irremplazable (y la falacia del segundo clavo)
El amor no es ciego.
El amor no es ciego: es tuerto.
El Amor y lo Mórbido: ¿por qué nos fascina la muerte?
El árbol del conocimiento (y una manzana que nunca existió)
El arquetipo de la mujer en apuros.
El arquetipo de la mujer fatal.
El arquetipo de la Sombra.
El arte de desordenar los besos (para prevenir la envidia)
El carnaval del asteroide.
El chico de la remera de Batman.
El collar de fideos.
El diablo y el callejón de los cornudos.
El día que dejaste de creer en Papá Noel.
El día que encontramos a Dios (encerrado en el baño)
El día que encontré a alguien como yo.
El día que el mar nos devolvió la mirada.
El día que Julia no borró un audio de Whatsapp.
El día que Perseo aprendió a usar Tinder.
El doble vínculo de Victor Valenti.
El duelo después de terminar un libro.
El efecto Bouba/Kiki.
El Efecto Mariposa y el Gran Meo Universal.
El eficaz silogismo de la seducción.
El exitoso arte de fracasar en (casi) todo.
El exquisito veneno de las mujeres.
El feminismo en el cine de terror: la reconciliación.
El feminismo romántico que las feministas a menudo desconocen.
El gato que quiso ATRAPAR AL SOL.
El hábito de caminar solo contra la corriente.
El Héroe que descubrió la verdad entre la Princesa y el Dragón.
El hombre al que le temían los muertos.
El hombre más solo del mundo.
El hombre que dejaba notas en los libros.
El hombre que eligió ir al infierno.
El hombre que entendió a la Muerte.
El hombre que mató a su reflejo.
El hombre que postergó lo impostergable.
El hombre que rechazaba a las mujeres.
El hombre que recordaba el futuro.
El hombre que soñaba despierto.
El hombre que soñaba SIEMPRE lo mismo.
El hombre que tenía hambre de verde.
El increíble sueño premonitorio de mi marido.
El infierno anunciado de un maltratador de perros.
El instante en el que sabemos quienes somos.
El irrespetuoso respeto por las mujeres.
El libro del adiós: crónica de una ruptura inesperada.
El libro de las caricias.
El libro de las sirenas enamoradas: el secreto mejor guardado de Odiseo.
El lugar más triste del cementerio (donde se reúnen los inmortales)
El mejor jugador de escondidas de la historia.
El miedo a no poder despertar.
El misterio del placer femenino (homenaje a Simone de Beauvoir)
El mito de las almas gemelas (o de las propiedades cítricas del amor)
El mundo es un pañuelo (para una nariz muy grande)
El origen del aburrimiento.
El prestigioso acto de morir.
El primer cumpleaños después del fin del mundo.
El primer desengaño después del Armagedón.
El primer día después del Apocalípsis.
El profesor Lugano explica cómo comprar una tarjeta de San Valentín.
El profesor Lugano vs. Superman (sobre la construcción de los héroes)
El profesor Lugano y el efecto Coolidge.
El profesor Lugano y el mito de Anfitrión.
El recuerdo de la tía Albertina en terapia.
El secreto de la atracción.
El secreto de la felicidad (según Epicuro)
El secreto de la felicidad en el amor.
El secreto de la felicidad en pareja.
El secreto de la infelicidad.
El secreto de la inmortalidad (según los mitos griegos)
El secreto de la juventud eterna.
El secreto de la sonrisa más famosa del mundo.
El secreto del olor de los libros viejos.
El secreto de los universos paralelos.
El secreto del viaje perfecto.
El secreto de un amor que dura toda la vida.
El secreto de ver formas en las nubes.
El secreto de vivir (o como resolver una paradoja)
El secreto mágico de la palabra OJALÁ.
El silogismo de la muerte y el garca.
El último deseo de un indeseable.
El último ladrillo de la Muralla China.
El último viaje en el tiempo de Camilo Unzué.
El vaso está siempre medio vacío.
El verdadero final de Scheherezade.
El verdadero nombre de las cosas.
El verdadero origen de la risa.
El verdadero significado del Deseo.
El viajero del tiempo que podría terminar con la humanidad.
¿En el amor y en la guerra todo vale?
Entendiendo a una mujer que dice NO.
Érica sin lágrimas.
Esa insoportable picazón entre los hombros.
Esas personas adictas a regalar canciones.
Escena de un crimen desapasionado.
Ese libro que CAMBIÓ TU VIDA PARA SIEMPRE.
Eso indefinible que es el amor (cazando mariposas estomacales)
Eso que escuchamos antes de dormir.
Eso que vuelve locas a las mujeres.
Esos amores que se deshacen en los dedos.
Esos libros que vale la pena leer.
Esos monstruos debajo de la cama.
Etimología del "miedo".
Evidencias de una mujer que se siente sola.
Existencia post-mortem vs. existencia pre-natal.
Final alternativo de Blancanieves.
Hamartía: hacer posible lo imposible.
Historia de amor en un cementerio.
Historia de la Melancolía (de fenómeno hepático al octavo pecado capital)
Historia del amor a primera vista.
Historia de la Seducción.
Historia del Beso.
Historia del Inconsciente.
Historia de los Sueños Lúcidos.
Hombres que odian a las mujeres.
Hombres vs. Mujeres: un razonamiento sobre la igualdad.
Horror Cósmico: el universo conspira para destruirnos.
Insólita declaración de amor tallada en un árbol.
Invocación a Sócrates y una charla sobre el amor.
La bruja debe morir: psicología de los cuentos de hadas (The Witch Must Die, Sheldon Cashdan)
La catábasis de Juan.
La ceguera en la literatura y el mito.
La chica de la calesita cuántica.
La chica que creía vivir en una película de Disney.
La chica que encontró un libro escrito para ella.
La chica que fabricaba monstruos en su cuarto.
La chica que quemó su tanga frente al mar.
La condena de las mujeres talentosas.
La conspiración mundial de los niños.
La decisión de un escritor.
La dieta de Pitágoras: vegetarianismo y filosofía.
La diferencia entre perros y gatos.
La eficaz imprecisión del Séptimo Sentido.
La epidemia global de llantos inexplicables.
La eternidad según los eternos.
La extraña bilocación de Humberto Masticardi.
La extraña música de la soledad.
La imposibilidad de un Dios justo.
La incalculable cifra del progreso.
La ingeniosa estafa de la Casita del Horror.
La mentira de la imparcialidad.
La muerte de la estadística o por qué los estadígrafos le esquivan al fiambre.
La muerte transversal de un materialista.
La mujer que aprendió a estar sola.
La mujer que enloquecía por los trajes negros.
La mujer que leyó demasiadas historias de vampiros.
La mujer que los mitos no se atrevieron a mencionar.
La mujer que siempre soñaba con sus ex.
La Navaja de Ockham o cómo depilar a Platón para levantarse a una mujer.
La paradoja de la ingenuidad.
La paradoja del destino.
La persistencia de la rosa.
La persistencia de los corazones rotos.
La POESÍA (y el AMOR) existen porque algún día dejaremos de existir.
La previsible trayectoria de una traición.
La primera mujer en verse en un espejo.
La primera noche al Este del Edén.
Lapsus linguae: cuando decimos lo que queremos callar.
La religión de los enamorados.
La segunda muerte.
La sombra y el espejo: una duda sobre la verdadera identidad de los reflejos.
Las mujeres fueron reinas.
Las mujeres saben cuándo son amadas.
Las mujeres también mueren por amor.
Las mujeres también van al infierno.
Las razones de la Angustia.
La teoría de los 5 minutos.
La tristeza de los escritores.
La única amenaza que vale la pena temer.
La vida es sueño, y a veces pesadilla.
La vida es un teatro (con autores deplorables)
La vida que no va a pasar frente a tus ojos al morir.
Lector implícito (y explícito)
Leer o releer: ¿cuántas veces leíste tu libro favorito?
Lo que calla el soldadito.
Lo que Mary Shelley nunca contó sobre Víctor Frankenstein.
Lo que nadie entendió sobre la Caja de Pandora.
Los 6 arquetipos del amor.
Los verdaderos Villanos nunca mueren.
¡Maridos en fuga! paradoja del "abandónico" y una guía para la esposa abandonada.
Matar una frase.
Método infalible para que tus sueños se hagan realidad.
Método infalible para ser popular.
Mientras esperamos la felicidad.
Mi reclamo a los fabricantes de la Máquina de la Felicidad.
Misterios miserables.
¡No puedo creer que no te acuerdes de mí!
No te compliques: el Tiempo quizás no existe.
¡Nunca hables con extraños!
Nunca queremos lo que pensamos que deseamos.
Nunca seas el protagonista de tu vida.
Origen y significado de la palabra ABRACADABRA.
Origen y significado de la palabra Dios.
¡Pan no ha muerto!
Para los que alguna vez se escondieron debajo de las sábanas.
¿Para quién se visten las mujeres?
¡Pare de sufrir! Una refutación filosófica.
Personas que escuchan lo que quieren oír.
Pollo frito después del funeral de mamá.
Por eso pensaba tanto en ella.
¿Por qué a las mujeres les gustan los chicos malos?
Por qué conviene elegir cuidadosamente a tus enemigos.
Por qué Dios necesita a los cínicos.
Por qué es imposible encontrar a la mujer perfecta.
Por qué es imposible leer poesía en silencio.
Por qué es imposible reencontrarse con alguien (paradoja de Teseo)
Por qué es improbable que dos personas se amen.
Por qué es peligroso escribirle a una mujer.
Por qué las mujeres hermosas están solas.
¿Por qué las mujeres eligen al hombre equivocado?
¿Por qué las mujeres no saben estacionar? Una paradoja de centímetros.
¿Por qué las mujeres son infieles? (Un fiel testimonio sobre la infidelidad femenina)
¿Por qué las mujeres sufren por amor? (denunciando a Cupido)
¿Por qué leer poesía ayuda a tu cerebro?
Por qué los hombres buenos son un mito.
¿Por qué los hombres desaparecen de repente?
¿Por qué los hombres dudan antes de casarse?
¿Por qué los hombres no saben bailar?
¿Por qué los hombres no saben escuchar?
¿Por qué los hombres son estúpidos?
Por qué los libros curan la soledad.
Por qué los niños sueltan sus globos.
«¿Por qué no hablamos sobre el miedo?»: la respuesta que terminó la carrera de una psicóloga.
Por qué no podemos terminar de leer un libro: abandonadores seriales.
¿Por qué nos asusta la soledad?
¿Por qué nos asustan los payasos?
Por qué nuestra realidad es quizás un sueño dentro de un sueño.
¿Por qué todos los hombres son iguales?
Pothos, el deseo que conduce a la muerte.
Psicología del insomnio.
Psicología del Príncipe Azul.
Qué difícil es ser feliz con poco... ¿y con mucho?
¿Qué es el amor? El amor es ausencia.
¿Qué quieren las mujeres de un hombre? Aventuras en la ciencia del deseo femenino (What Do Women Want? Adventures in the Science of Female Desire)
¿Qué son los Sueños Lúcidos?
¿Quién es el villano de la película?
¿Quién manda en el amor?
Razones por las que vale la pena vivir.
Remedio para un mal de amores.
Saber lo que piensa una mujer (que fue) hermosa.
Saber si un amor es auténtico.
Schadenfreude, la felicidad por la desgracia ajena.
Sehnsucht, el deseo por el Todo.
¿Se puede adivinar el futuro en sueños?
¿Se pueden hackear los sueños?
Sigmund Freud y la interpretación de los sueños (documental)
Significado de la palabra Amor.
Significado de la palabra Sexo.
Significado de los Recuerdos.
Significado de los sueños eróticos.
Si la vida es sueño, ¿la muerte es el despertar?
Si la vida es sueño, y se vive como se sueña...
Si todos los hombres son iguales... (paradojas de la generalización)
Sobre besos, príncipes y sapos: por qué las chicas adoran a los batracios.
Sobre la inutilidad de las cartas de despedida.
Solo sé que Sócrates sabía algo (además de saber que no sabía nada)
Sobre los finales felices.
Sueño de un escritor sentimentalmente perjudicado.
Sufrir o no sufrir por amor: una decisión filosófica.
Técnica de seducción infalible.
¿Todos podemos vivir un gran amor?
Tres cosas con las que uno puede acostarse.
T.U.L.B: el Traductor Universal de Llantos de Bebés.
Una conferencia sobre la frustración.
Una psicomaquia inesperada.
Un joven cazador de vampiros.
Un microcuento de Navidad.
Útil reivindicación de lo inútil.
El portal mas grande del Mundo Hispanoparlante, con toda la información religiosa de todas las lineas y diasporas africanas.
#PortalAfricanista Grimorios ficticios
Entre los grimorios ficticios más famosos, destacan:

El Necronomicón y los Manuscritos Pnakóticos, dos de los grimorios ficticios más importantes creados por el escritor estadounidense H.P. Lovecraft e incorporado corpus de los Mitos de Cthulhu.
De Vermis Mysteriis, grimorio ficticio creado por Robert Bloch, referenciado por el escritor estadounidense H.P. Lovecraft, siendo incorporado a los Mitos de Cthulhu. También es mencionado por Stephen King, en el cuento "Los misterios del gusano", de la colección "El umbral de la noche", y en la novela "Revival" (2014).
El portal mas grande del Mundo Hispanoparlante, con toda la información religiosa de todas las lineas y diasporas africanas.
#PortalAfricanista Un grimorio es un tipo de libro de conocimiento mágico europeo, generalmente datado desde mediados de la Baja Edad Media (siglo XIII) hasta el siglo XVIII, y son muy pocos los que se datan en fechas anteriores al siglo XIII. Tales libros contienen correspondencias astrológicas, listas de ángeles y demonios, instrucciones para aquelarres, lanzar encantamientos y hechizos, mezclar medicamentos, invocar entidades sobrenaturales y fabricar talismanes. Se conoce poco sobre el origen de muchas de las fórmulas mágicas aunque es probable que sean el resultado de traducciones de conocimientos de magia oriental árabe fusionada con elementos occidentales.confundido con el breviario, libro de oraciones.

Otra versión sobre el origen de la palabra, mucho más aceptada actualmente por los propios practicantes de magia, sostiene que la palabra «grimorio» proviene del italiano rimario que significa "composición de versos". Con el paso del tiempo la palabra habría cambiado a grimario y posteriormente a la actual grimorio. Los magos medievales italianos sabían que la composición en versos favorecía a que las operaciones mágicas fueran más poderosas. Por esta razón, las llamaban "incantesimo" (encantación) porque para su desarrollo empleaban la poesía y el canto.

Grimorios históricos

Grimorio del Papa Honorio, del año 1760.

La Clavícula o la Clave de Salomón, edición en francés del siglo XVIII de este famoso grimorio.
Liber aneguemis (Libro de las leyes), también conocido como El libro de la vaca (Liber Vaccae), La vaca de Platón o "Activarum Liber Institutionum". Siglos XII-XIII. Apócrifamente atribuido a Platón. Es uno de los grimorios más antiguos conocidos y que sirvió de inspiración para otros grimorios posteriores y tratados de alquimia. Es una obra latina basada en la traducción de la obra árabe Kitab an-nawamis, del siglo IX, que supuestamente era la traducción árabe de un texto helenístico escrito por Platón. Incluye indicaciones para la creación de entidades vivientes a partir de fluidos y restos corporales de hombres y animales, además de rituales y encantamientos. Es probable que también haya sido llamado De proprietatibus membrorum animalium, aunque existe la posibilidad de que este último sea otra obra medieval de temática similar y que no llegó a nuestros días, pero que es mencionada en algunos tratados de la época.
Albanum Maleficarum, siglo X, escrito en árabe. Publicado en latín en 1601. Indica cómo obtener la Suprema Sabiduría por la intercesión de Capricúo, Emperador de la Magia, y que se presenta en forma de cabra blanca.
Picatrix, siglo XIII. Traducción de la obra árabe Gāyat al-hakīm. Trata de la influencia del cosmos, de los espíritus y de las formas de como atraparlos.
El Heptamerón, de Pietro d'Abano, en 1290.
Manual de Múnich, del siglo XV. Presenta indicaciones para la invocación de demonios y solicitar favores.
Libro de la Magia Sagrada de Abra-Melin el Mago, en 1458.
Clavicula Salomonis, siglo XV, probablemente re-edición de un escrito medieval más antiguo. Es probable que partiendo de este grimorio se escribiera el Lemegeton. (introdución: Ars Goetia).
El Grimorio Secreto de Turiel, 1518. Edición muy polémica de Max Turiel.
El Gran Grimorio, escrito en Venecia en 1522, por el italiano Antonio Venitiana del Rabina. Su primera edición fue impresa en Italia en 1612.
Antipalus Maleficorum Comprehensus, publicado en 1555 por Johannes Trithemius.
De praestigiis daemonum, 1577. Escrito por Johann Weyer. (apéndice: Pseudomonarchia daemonum)
Galdrabók, grimorio islandés. Es un compendio del siglo XVII.
Lemegeton Clavicula Salomonis o La Llave Menor de Salomón, del siglo XVII.
Liber Juratis, Grimorium Honorii Magni o Libro del Papa Honorio III. Publicado en Roma en 1629.
Enchiridion Leonis Papae o Libro del Papa León III. Publicado en Roma en 1660.
La Llave Mayor de Salomón, en 1641.
El Gran Alberto y El Pequeño Alberto, dos grimorios supuestamente escritos en el siglo XIII por el dominico medieval Alberto Magno. Fueron publicados en el siglo XVIII.
La Gallina Negra (de la obra francesa La poule noire), en 1740.
El Libro de San Cipriano o Ciprianillo, supuestamente escrito en el año 1001 d. C. Fue dado a conocer en 1885 por el bibliotecario Bernardo Barreiro.
Desde el siglo XVIII ha existido un pequeño sector dedicado a la venta de grimorios falsos o mal traducidos (la mayoría de los textos originales están en francés o latín, y son muy raros). No obstante, existen traducciones fieles de la mayoría de los libros indicados.

A finales del siglo XIX algunos de estos textos, como el de Abra-Melin y las Llaves de Salomón, fueron reivindicados por organizaciones mágicas para-masónicas como la Orden Hermética del Amanecer Dorado y la Ordo Templi Orientis. Aleister Crowley, gran promotor de estos grupos dio pie para basar en ellos diversos movimientos modernos como la Wicca, el neo-satanismo, y la magia del Caos.

El manuscrito Voynich también podría tratarse de un grimorio, aunque su texto nunca ha sido descifrado, por lo que se ha postulado que podría ser un fraude de siglos de antigüedad. La biblia satánica igual podría considerarse un grimorio moderno, al contener descripciones de ritos.
El portal mas grande del Mundo Hispanoparlante, con toda la información religiosa de todas las lineas y diasporas africanas.
#PortalAfricanista En algunos lugares he sustituido la palabra Azoth por “Alfa y Omega”. Por ejemplo, en
la hoja del cuchillo de mango negro, de la figura 62. Quiero hacer notar que la espada
mágica puede usarse en muchos casos en lugar del cuchillo.
En conclusión sólo mencionaré, para beneficio de los no hebraístas, que el hebreo se
escribe de derecha a izquierda, y por su naturaleza consonántica requiere menos letras que
el inglés para decir la misma palabra.
Aprovecho la oportunidad para expresar mis agradecimientos al doctor Wynn Wescott
por la valiosa asistencia que me ha dado en la reconstrucción del hebreo de los pantáculos.
S. LIDELL MACGREGOR MATHERS
Londres, octubre de 1888
DISCURSO PRELIMINAR
Del manuscrito Lansdowne 1203, Las verdaderas clavículas de Salomón, traducidas del
hebreo a la lengua latina
por Rabí Abognazar’
Todos en la actualidad sabemos que desde tiempo inmemorial Salomón poseía un
conocimiento inspirado por las sabias enseñanzas de un ángel, quien se le apareció muy
sumiso y obediente, que además del presente de sabiduría
• que él pidió, obtuvo profusamente todas las otras virtudes; lo cual sucedió para que el
conocimiento digno de preservación eterna no se enterrara con su cuerpo. Estando,
por así decirlo, cerca de su fin, dejó a su hijo Roboam un testamento que contenía
toda (la sabiduría) que había poseído antes de su muerte. Los rabinos, que tuvieron
el cuidado de cultivar (el mismo conocimiento) después de él, llamaron a este
testamento la Clavícula o Clave de Salomón, la cual hicieron grabar en (pedazos
de) corteza de árboles, para que pudiera ser preservada en el templo que aquel
sabio rey había mandado construir.
Este testamento fue traducido en tiempos antiguos del hebreo a la lengua latina por
Rabí Abognazar, que lo llevó con él a la ciudad de Arles, en Provenza, donde por un
golpe dç buena fortuna la Clavícula hebrea antigua, es decir, esta preciosa traducción de
ella, cayó en manos del Arzobispo de Arles, después de la destrucción de los judíos en
esa ciudad, quien del latín la tradujo a la lengua vulgar, en ios mismos términos que aquí
siguen, sin haber cambiado o añadido nada a la traducción original del hebreo.
INTRODUCCIÓN
Del manuscrito Add. 10 862, La Clave de Salomón,
• traducida al latín del idioma hebreo
—Atesora ¡ oh hijo mío Roboam! la sabiduría de mis palabras, viendo que yo, Salomón,
la he recibido del Señor.
Entonces contestó Roboam y dijo: ¿ Cómo he merecido seguir en tales cosas el ejemplo
de mi padre Salomón, quien ha sido encontrado digno de recibir el conocimiento de todas
las cosas vivientes por (las enseñanzas de ) un ángel de Dios?—. Y Salomón dijo: —
Escucha ¡ oh hijo mío! y recibe mis enseñanzas, y aprende las maravillas de Dios. Pues,
cierta noche, cuando me acostaba a dormir, invoque el mas santo nombre de Dios, Iah, y
rogué por la sabiduría inefable, y cuando empezaba a cerrar los ojos, el ángel del Señor, el
mismo Homadiel, aparecio ante mi, me habló muchas cosas cortesmente, y dijo “Escucha,
Salomon’ la oración ante el Altísimo no es en vano, y como tu no has pedido larga vidá ni
grandes riquezas, ni las almas de tus enemigos sino sabiduria para impartir justicia, esto
dijo el Señor De acuerdo con tu palabra, te he dado un corazón sabio y comprensivo, de tal
manera que antes de ti no hubo ninguno igual, ni surgirá uno igual en lo futuro»”.
—Y cuando comprendi el discurso dirigido a mi, entendi que en mí estaba el
conocimiento de todas las criaturas, tanto de las cosas que están en los cielos como de las
cosas que están bajo ellos, y vi que todas las escrituras y la sabiduria de esta edad presente
eran vanas y fútiles, y que ningún hombre era perfecto. Y compuse cierta obra en la que
refiero el secreto de los secretos, y en la que los he preservado ocultos, y también he
ocultado en ella todos los secretos de las artes mágicas de muchos maestros; y
principalmente todos los secretos y experimentos de estas ciencias que de una forma u otra
son dignos de realizarse. También los he escrito en esta Clave, para que de la misma
manera que una llave abre el cofre de un tesoro, de la misma manera esta (Clave) sola
pueda abrir el conocimiento y entendimiento de las artes mágicas y de las ciencias.
—Por esto, ¡ oh hijo mío! puedes ver cada experimento mío o de los demás, y que todas
las cosas sean apropiadamente preparadas para ellos, como puedes ver todo preparado
adecuadamente por mí, tanto día como noche, con todas las cosas necesarias; ya que sin
esto sólo habrá falsedad y vanidad en este mi trabajo; donde se ocultan todos los secretos y
misterios que pueden realizarse; y lo que está (puesto) de acuerdo a una sola adivinación o
experimento, lo mismo pienso yo, para todas las cosas concernientes al universo, y que han
sido y que serán en tiempo futuro.
—Por lo tanto, ¡ oh hijo mío Roboam! te ordeno, por la bendición que esperas de tu
padre, que hagas un cofre de marfil y en él pongas, guardes y escondas esta mi Clave, y
cuando yó haya pasado a reunirme con mis padres, te ruego lo pongas en mi sepulcro, sobre
mí, para que en otro tiempo no pueda caer en manos de los malvados---. Y como lo ordenó
Salomón, así fue hecho.
Y cuando, por lo mismo, (los hombres) habían esperado mucho tiempo, vinieron al
sepulcro ciertos filósofos de Babilonia, y cuando se hubieron reunido formaron consejo y
decidieron que un cierto número de hombres renovaran el sepulcro en su honor (de
Salomón), y cuando el sepulcro se excavó y fue reparado, fue descubierto el cofre de
marfil, y que dentro de él estaba la Clave de los Secretos, la cual tomaron con mente
regocijada, y cuando la abrieron ninguno de ellos pudo entenderla, por la oscuridad de las
palabras y su disposición oculta, y el carácter encubierto del sentido y el conocimiento, ya
que no eran merecedores de poseer ese tesoro.
Por esto, con el tiempo surgió uno entre los hombres más digno (que los otros) tanto a la
vista de los dioses como por razón de su edad, que fue llamado lohé Grevis, 1 y dijo a los
demás: “A menos que vengamos y pidamos la interpretación al Señor, con lágrimas y
ruegos, nunca llegaremos al conocimiento de esto”. Luego, cuando todos ellos se habían
retirado a dormir, lohé, cayendo de cara a la tierra, comenzó a llorar, y golpeando su pecho,
dijo:
¿ Qué he merecido (sobre los demás), viendo que tantos hombres no pueden interpretar
ni entender este conocimiento, aun cuando no hubiera algo secreto en la naturaleza que el
Señor hubiera ocultado de mí? ¿ Por qué son estas palabras tan oscuras? ¿ Por qué soy tan
ignorante?”
Y luego, sobre Eus rodillas dobladas, levantando las manos al cielo, dijo:
“¡ Oh Dios, el creador de todo, tú que sabes todas las cosas, que diste tan grande
sabiduría á Salomón, el hijo del rey David, concédeme, te suplico, oh Santo Omnipotente e
inefable Padre, el recibir la virtud y la sabiduría, para que con tu ayuda sea merecedor de
alcanzar el entendimiento de esta Clave de Secretos!”
E inmediatamente apareció ante mí 2 el ángel del Señor diciendo: “Recuerda que si los
secretos de Salomón aparecen ocultos y oscuros para ti, es porque el Señor lo ha deseado
así, para que tal sabiduría no caiga en manos de los malvados; por lo tanto, ¿juras ante mí
que no estás deseando que tal sabiduría llegue nunca a cualquier criatura viviente, y que si
la revelas a los demás les harás saber que deben guardarla para ellos mismos, pues de otra
manera los secretos son profanados y no pueden tener ningún efecto?”
E lohé contestó: “Juro ante ti que no las revelaré, excepto para el honor del Señor, y con
mucha disciplina, a (personas) penitentes, creyentes y discretas”.
• Entonces contestó el ángel: “Ve y lee la Clave, y las palabras que eran oscuras se
manifestarán ante ti”.
Después de esto el ángel ascendió a los cielos en una lengua de fuego. Entonces lohé estuvo
contento, y trabajando con mente clara, entendió lo que el ángel del Señor le había dicho; y
vio que la Clave de Salomón había cambiado, de tal manera que apareció clara ante él en
todas sus partes. E lohé entendió que esta obra podía caer en manos de ignorantes, y dijo:
“Conjuro a aquel en cuyas manos este secreto pudiera caer, por el poder del creador y su
sabiduría, que en todas las cosas que pueda desear, intentar y realizar, que este tesoro no
caiga en manos de una (persona) indigna, ni la manifestará a un ignorante, ni a uno que no
tenga temor de Dios, y que si lo hace de otra manera, ruego a Dios que nunca logre el fin
deseado”. Y de esta manera él depositó la Clave, que Salomón había preservado, en el cofre
de marfil. Pero las palabras de la Clave son como siguen, divididas en dos libros, y
presentadas en orden.
El portal mas grande del Mundo Hispanoparlante, con toda la información religiosa de todas las lineas y diasporas africanas.
#PortalAfricanista AL PRESENTAR esta célebre obra mágica al estudiante de la ciencia oculta, son
necesarias algunas notas a modo de prefacio.
La Clave del Rey Salomón, salvo por algunas copias incompletas y mutiladas publicadas
en Francia en el siglo XVII, nunca ha sido publicada, sino que ha permanecido por siglos
en manuscritos inaccesibles salvo para pocos investigadores afortunados, para quienes se
abrieron los nichos más recónditos de las bibliotecas. Por esto me considero altamente
honrado al ser el individuo que tuvo la fortuna de presentarla a la luz del día.
Fuente primordial y reservorio de la Magia Cabalística, y origen de mucha de la magia
ceremonial de los tiempos medievales, la Clave ha sido siempre estimada por escritores
ocultistas como una óbra de la más alta autoridad; y es de señalarse que en nuestros días
Eliphas Lévi la ha tomado como el modelo en ~el cual basó su Dogma y ritual de la alta
magia. Debe ser evidente para el lector iniciado de. Lévi, que la Clave de Salomón fue su
libro de estudio, y al final de este libro, doy un fragmento de un manuscrito hebreo antiguo
de la Clave de Salomón traducido y publicado en la Filosofía oculta, así como una
invocación llamada La invocación cabalística de Salomón, que tiene una ana-logia muy
cercana con una que aparece en el Primer Libro, la cual fue construida en la misma manera,
sobre el esquema del Sefiroth.
La historia del original hebreo de la Clave de Salomón se da en las introducciones, pero hay
mucha razón para suponer que está enteramente perdida, y Christian, el discípulo de Lévi,
dice lo mismo en su Historia de la Magia.
No encuentro razón para dudar de la tradición que asigna la paternidad de la Clave al Rey
Salomón, ya que entre otros, Josefo, el historiador judío, menciona especialmente las obras
mágicas atribuidas a ese monarca. Esto está confirmado por muchas tradiciones orientales,
y su excelencia mágica es mencionada frecuentemente en Las mil y una noches.
Hay, sin embargo, dos obras sobre Magia Negra, el Grimorium Verum y la Clavicola di
Salomone ridolta, que han sido atribuidas a Salomón, y que han sido en algunos casos
mezcladas especialmente con la presente obra, pero que en realidad no tienen nada que
hacer junto a ella; estas obras están llenas de magia diabólica, y yo no podría prevenir lo
suficiente al estudiante contra ellas.
Hay también otra obra llamada Lemegeton o La Clave Menor del Rey Salomón,* que está
llena de sellos de varios espíritus, y no es la misma que el libro presente. Sin embargo, es
extremadamente valiosa en su propia especialidad.
Al editar este volumen he omitido uno o dos experimentos que caen evidentemente dentro
del terreno de la magia negra, y que obviamente han derivado de las dos obras góécicas
mencionadas arriba. Debo además prevenir al practicante coñtra el uso de la sangre; la
oración, el pantáculo y los perfumes, usados correctamente, son suficientes, mas la primera
se acerca peligrosamente al sendero del mal. Aquel que, a pesar de las advertencias de este
volumen, determine trabajar con el mal, esté seguro que éste se le revertirá y que será
golpeado por la corriente regresiva.
Esta edición se ha preparado a partir de diversos manuscritos antiguos que se encuentran en
el Museo Británico, los cuales difieren todos entre sí en diferentes puntos: algunos dan lo
que otros omiten, pero lamentablemente todos concuerdan en un punto: la execrable
mutilación de las palabras hebreas por la ignorancia de quienes las transcribieron. Mas es
en los pantáculos donde el hebreo es peor; las letras están tan vilmente garabateadas que
son prácticamente indescifrables en la actualidad en algunas partes, y ha sido parte de mi
trabajo durante varios años el corregirlas y restituirlas al hebreo correcto junto con los
caracteres mágicos en los pantáculos. El estudiante, por lo tanto, puede confiar en que en la
presente reproducción están lo más correctamente que ha sido posible. Así, he corregido,
donde he podido, el hebreo de los nombres mágicos en los conjuros y los pantáculos, y
donde no ha sido posible hacerlo, los he puesto en la forma más usual, comparando
cuidadosamente un manuscrito con otro. Los capítulos están clasificados un poco diferente
en varios manuscritos, en algunos casos el material contenido en ellos está traspuesto,
etcétera. Donde ha sido necesario he añadido notas.
Los manuscritos a partir de los cuales se ha editado esta obra son: Add. 10862; Sloane
1307 y 3091; Harleian 3981; King 288 y Lansdowne 1202 y 1203, según su clasificación
en el Museo. Británico; siete códices en total.
De todos éstos, el manuscrito Add. 10 862 es el más antiguo; data de cerca de fines del
siglo XVI; el Harleian es probablemente de mediados del siglo XVII; los demás son
bastante posteriores.
El manuscrito Add. 10 862 está escrito en latín abreviado, y es difícil de leer, pero
contiene capitulos que faltan en los demás, así como una importante introducción. Su lenguaje
es más conciso. Su título es cortó, simplemente: La Clave de Salomón, traducida de
la lengua hebrea al latín. Una copia exacta de la firma del autor del manuscrito se da en la
figura 93. Los pantáculos están muy mal dibujados.
Los manuscritos Harleian 3981, King 288 y Sloane 3091, son similares y contienen el
mismo material y casi las mismas palabras; pero el último tiene muchos errores de transcripción.
Todos están en francés. Los conjuros y las palabras con que están escritos están
más completas que las de los manuscritos Add. 10862 y Lansdowne 1202. El título es La
Clave de Salomón, rey de ¡os hebreos, traducida de la lengua hebrea a la italiana por
Abraham Colorno, por orden de su SerenLfima Majestad de Mantua, y recientemente
puesta en francés. Los pantáculos están mucho mejor dibujados, en tintas de color, y en el
caso del manuscrito Sloane 3091, se emplearon el oro y la plata.
El manuscrito Sloane 1307 está en italiano; su título es La Clazicola di Salomone. Redotta
et epilo gata n~lla nostra materna un gua del dottissrirno Gio Peccatrix. Está llena de magia
negra y es una mezcla de la propia Clave y los dos libros mencionados de magia negra. Los
pantáculos están mal dibujados. Sin embargo, da parte de la introducción al Add. 10862, y
es el único manuscrito que lo hace, salvo el comienzo de otra versión italiana que está
unida con el primer manuscrito, y lleva el título Zecorbenei.
El manuscrito Lansdowne 1202 es Las claves verdaderas del rey Salomón, por Armadel.
Está bellámente escrito, con sus letras iniciales pintadas, y los pantáculos están cuidadosamente
dibujados con tintas de color. Es más conciso en su estilo, pero omite varios
capítulos. Al final hay algunos extractos cortos del Grimorium Verum con los sellos de
espíritus malignos, que, como no pertenecen a la Clave de Salomón misma, no los he dado,
ya que la clasificación evidente de la Clave es en dos libros y no más.
El manuscrito Lansdowne 1203 es Las verdaderas da-. ves de Salomón traducidas del
hebreo al latín por el rabí Abognazar (¿Aben Ezra?). Está en francés exquisitamente escrito
en letras de molde, y los pantáculos están cuidadosamente dibujados con tintas de color.
Aunque contiene material similar al de los otros, el arreglo es completamente diferente; está
todo en un libro y no existe la división en capítulos.
La antigüedad de los sellos planetarios está demostrada por el hecho de que entre los
talismanes gnósticos del Museo Británico existe un anillo de cobre con los sellos de Venus,
que son exactamente los mismos dados por los escritores medievales sobre magia.
En lo que se refiere a los Salmos, en todos los casos he dado la numeración inglesa y no
la hebrea.

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Publicidad