Latest News

Publicidad

PROTOCOLO DE PRECEPTOS ÉTICOS Y DE VIDA EN EL CULTO A IFÁ Y A ORÍSHA -

//]]>
-----------------------------------------------------------

Nuevo mensaje en Orishas Art

-----------------------------------------------------------
De: Orishas_Art
Mensaje 1 en discusión

PROTOCOLO DE PRECEPTOS ÉTICOS Y DE VIDA EN EL CULTO A IFÁ Y A ORÍSHA - I

(FRAGMENTO)

- Oddí Ká Ebóin Layé -


¿Por qué los menores no comienzan a comer mientras no lo hagan los mayores?


Es una norma de ética internacional entre las normas de las buenas costumbres, que los comensales comienzan a comer la comida ya servida cuando la persona anfitriona de esa comida toma el cubierto en su mano. Esa es la señal para que todos los comensales sentados en torno a la mesa, comiencen a comer.
Comenzar a comer antes de que lo haga la persona anfitriona, se considera una falta de educación mayúscula. Así está establecido internacionalmente, y quienes estudian carreras especializadas en la administración de casinos, hoteles y restaurantes de lujo como modalidad turística, aprenden esto. De esta manera se procede en recepciones de alto nivel y en los lugares más distinguidos, en los lugares top del mundo.
Proceder de esta manera también es parte del protocolo ético y de normas de vida en los caminos del Culto a Ifá y del Culto a Orísha según las enseñanzas de la Ósha, porque estos son cultos de reyes y de príncipes, porque sus devotos descendieron y descienden de reyes y de príncipes y heredaron su legado, y porque todos los orísha tienen caminos de reinado.


¿Por qué se toca o se golpea a la mesa? ¿Y por qué si hay una persona mayor en jerarquía sentado o sentada a la mesa, los menores no se levantan?


La mesa "se toca" en dos ocasiones:
- Para comenzar a comer
- Para abandonar la mesa

Para comenzar a comer...

Porque en la mesa de reyes, de emperadores y de todo otro monarca, nadie comienza a comer si el monarca no da la señal.
Las mesas de los monarcas pueden llegar a ser mesas muy largas, que a veces adoptan formas geométricas, puesto que en algunas situaciones los comensales que les acompañan pueden ser cientos.
Solo los más cercanos a los monarcas aprecian cuándo este o esta dio la señal, porque solo los más cercanos le ven. Los más alejados no le ven, y por esta razón se estableció desde tiempos antiguos una señal sonora como aviso.
Cuando se aplica esto a la escena cotidiana de una religión de reyes y príncipes, en la mesa se comienza a comer cuando el mayor en jerarquía o en edad de consagraciones, de entre los presentes, da la señal. Y la señal es un golpe seco y breve en la mesa.

Para levantarse...

Si todos han terminado, nadie se levanta de la mesa si están sentados los monarcas aún. En señal de respeto. Y la señal para hacerlo es el sonido.
Cuando se aplica esto a la escena cotidiana de una religión de reyes y príncipes, las personas se levantan de la mesa cuando el mayor en jerarquía o en edad de consagraciones, de entre los presentes, da la señal. Y la señal es un golpe seco y breve en la mesa.

Si una persona requiere abandonar la mesa antes, en señal demostrativa de respeto, solicita el permiso para hacerlo mediante un golpe seco y breve en la mesa.
Y en señal demostrativa de respeto, esperará la respuesta de la persona mayor en edad o en jerarquía, la que le será dada de igual manera, rápidamente.


¿Si las personas se retiran de la mesa, por qué se deben dejar los platos en la mesa?


Al concluir la comida, los platos se dejan sobre la mesa, y los comensales se retiran.
Los platos no deben ser recogidos por las mismas personas al levantarse.
Porque así como los reyes no recogen los platos, las personas de jerarquía no lo hacen.
La actividad de retirar el servicio de la mesa se hace por otras personas.


¿Cuándo se hace?


La actividad de retirar el servicio de la mesa se hace después que los comensales terminan de comer y se retiran.

Esa actividad se hace en presencia de los comensales:
- Si estos no van a continuar consumiendo, pero van a permanecer sentados a la mesa
- Si estos van a continuar sentados a la mesa consumiendo, y hay que traer nuevos platos


¿Y si el comensal no es persona de jerarquía?


Aunque se trate de personas consagradas que no tienen jerarquía, se hace igual, porque:

- Hacerlo así es un ritual que reafirma la intención de llegar a tener jerarquía y reinado un día
- Y porque así como todas las pequeñas orugas son mariposas que aún no se han convertido, pero que están en el camino de llegar a serlo y a manifestarlo, así de igual todas las personas consagradas son príncipes y princesas, soy reyes y reinas potenciales, aún no manifestados


¿Y si la persona está comiendo solo o sola?


Si la persona está comiendo solo o sola, porque no hay alguien más en la casa, deberá reproducir igual el rito para honrar a la Tradición, y para honrar a la Espiritualidad de Ifá y de Orísha.
Para hacerlo, la persona golpeará la mesa, se levantará y hará cualquier cosa, después de lo cual, retirará el servicio.
Aunque sea la misma persona quien retire los platos y demás, el hecho de levantarse primero y hacer algo, y retirar el servicio momentos después, es una manera de reproducir el rito original, porque se quiere simbolizar que es como si lo hiciera otra persona.

...................


Fragmentos de textos tomados de obras personales protegidas por las leyes internacionales de Derecho de Autor PROTOCOLO DE PRECEPTOS ÉTICOS Y DE VIDA EN EL CULTO A IFÁ Y A ORÍSHA- II


(FRAGMENTO)

Á guá wá ó tó... ¡Diddé!

- Oddí Ká Ebóin Layé -

La frase: Á guá wá ó tó... ¡Diddé! – Se modificó mucho en el tiempo, como lógica consecuencia de la manera irregular en que se transmitieron las enseñanzas relacionadas con la Ósha, tanto más cuanto que algunas palabras "en lengua", tienen significados múltiples.
El significado de la frase, así como la esencia de este sencillo, breve y hermoso rito, deben preservarse del olvido y la tergiversación, para que la belleza y el poder de la Ósha jamás disminuyan.
Este saludo representa una reverencia ante un rey o ante una reina, porque todos los orísha tienen caminos de reinado, y porque la persona que se juramentó en el sacerdocio de Orísha, lleva en sí mismo o en sí misma, junto a la Corona de Orísha, el ashé de la Ósha.

La persona que saluda no está saludando a una persona.
La persona que saluda está saludando a la Ósha, a través de la persona juramentada
La persona que saluda está saludando a la Deidad con la que se juramentó la persona que recibe ese saludo

La persona que saluda se postra a los pies de la Iyálósha o del Babálósha, en la idea de que se ha cubierto bajo el amplio manto de la deidad, que se supone, cubre en ese momento a la persona que está recibiendo el saludo

Iyálósha y Babálósha deben tener presentes todo el tiempo, su condición de sacerdotisas y sacerdotes de Orísha, y su compromiso con la Divinidad, compromiso que se extiende a toda la Ósha como sistema general de culto. De manera que, cuando a la Iyálósha o al Babálósha se le acerca alguien con la intención de postrarse a sus pies para saludar, Iyálósha y Babálósha deben considerar:

- que quien pretende saludarle de esta manera, no está saludándole a él o a ella, sino que está saludando a la Deidad que él o ella representan

- que su intervención en este saludo no consiste en un acto mecánico para corresponderle, sino que es un momento en que Orísha, por medio de su cuerpo y de sus manos, va a transferirle ashé a la persona en retribución a su saludo

Por consiguiente, Iyálósha o Babálósha se negarán a recibir a alguien para corresponder a este tipo de saludo, si Iyálósha o Babálósha están dominados por el enojo, o por la frustración, o por cualquier otro estado emocional que no puedan controlar, que no puedan dejar completamente a un lado, para poner la totalidad de su cuerpo y de su mente por un momento al servicio de Orísha. De lo contrario, Iyálósha o Babálósha perjudicarían a la persona, o simplemente no serían vehículos y portadores efectivos del Ashé de Orísha.

Iyálósha que está siendo honrada o Babálósha que está siendo honrado con este saludo, debe orar algo que signifique sus buenos deseos y su bendición hacia quien le saluda.
Al concluir su rezo, Iyálósha que está siendo honrada o Babálósha que está siendo honrado con el saludo, en algún momento debe hacer una detención momentánea para transferir ashé, para propiciar el paso de ashé desde sus propias manos al cuerpo de la persona saludada.
Para hacer esto, Iyálósha o Babálósha que está siendo honrado con este saludo, aplica sus manos sobre la espalda o sobre los hombros de la persona que se ha tendido a sus pies.
El acto de aplicar sus manos significa que debe establecer contacto físico con las palmas de sus manos, en el cuerpo de la persona que saluda.

Seguidamente, Iyálósha o Babálósha retirará todo pensamiento de su mente, y durante un instante, solo se permitirá tener en mente la imagen del Orísha tutelar cuya corona lleva en su cabeza, sin emitir palabras, y sin estar pendiente de lo que sucede en su entorno inmediato, para propiciar el paso de ashé de Ósha desde sus propias manos al cuerpo de la persona saludada.

Después de esto, Iyálósha que está siendo honrada o Babálósha que está siendo honrado con el saludo, expresa un tipo de deseo, o de recomendación, o de sentencia, en nombre de la Ósha.
Ejemplo:

Á guá wá ó tó... (omó Oshún) ábbeó... ¡Diddé!

La frase anterior, es intraducible textualmente, y debe ser interpretada de acuerdo al significado de cada palabra, en función de las ideas generales de esas palabras derivadas.


Á guá wá ó tó...

Que vengas por la grandeza y el deber...


A continuación, y entre paréntesis, lo que se modifica según la persona que saluda:

(Omó Oshún)

Hijo / Hija de Oshún


Pudo haber sido, si hubiera sido el caso:

(Yáwó Omó Oshún)

Novicio Hijo de Oshún / Novicia Hija de Oshún


Si Iyálósha o Babálósha que está recibiendo el saludo conoce el nombre religioso de la persona que saluda, o algún otro nombre que le identifique, puede reemplazar (Omó Oshún) o (Yawó Omó Oshún) por ese nombre. En ese caso, el ejemplo inicial:
Á guá wá ó tó... (omó Oshún) ábbeó... ¡Diddé!

Quedaría así, como ejemplo:

Á guá wá ó tó... (Oshún Larí) ábbeó... ¡Diddé!


En realidad, la expresión (Yawó Omó Oshún) o la expresión (Omó Oshún), se utilizan solo cuando la persona que está recibiendo el saludo no conoce el nombre de la persona que saluda, una situación frecuente en las actividades públicas de la Ósha, donde los menores que llegan rinden pleitesía a los mayores, aunque estos no se conozcan.

La voz: ábbeó – Es una deformación de ábbewó... que significa visitar, y significados derivados de visitar.
La voz: Diddé – Significa levantar, incorporar, y sus conjugaciones: levantarse, levántese, etc.
Diddé se pronuncia al final, porque es la indicación de que la persona que saluda, ya puede incorporarse.


Á guá wá ó tó... (omó Oshún) ábbeó... ¡Diddé!

La totalidad de la frase da la idea de que se espera y se desea que la persona que saluda, que es hijo o hija de Oshún, y que está visitando a la persona saludada, se acerque buscando la grandeza de Orísha y el deber.


Á guá wá ó tó... (omó Oshún) ábbeó... ¡Diddé!

o

Á guá wá ó tó... (omó Oshún) ábbeó mí... ¡Diddé!


Que vengas por la grandeza y el deber...
hijo (o hija) de Oshún que nos visita (que me visita)...
¡Levántese!


Si quien visita es la persona que será saludada... se omite ábbeó o ábbewó, y quedaría así:


Á guá wá ó tó... (omó Oshún)... ¡Diddé!

Que vengas por la grandeza y el deber...
hijo (o hija) de Oshún...
¡Levántese!

Desde el momento en que se da la indicación de incorporarse, la Iyálósha o el Babálósha que ha sido honrado con el saludo, mantendrá sus manos en contacto con los hombros o los brazos de la persona que se incorpora, de manera que durante el proceso, desde que está tendido el cuerpo hasta que está de pies, se haya mantenido de manera no interrumpida el contacto físico mediante sus palmas.

La persona que rindió homenaje a Orísha y a la Ósha mediante este saludo, a continuación saluda a la Iyálósha o al Babálósha como persona, de la manera siguiente:

- Si la persona que saluda no está consagrada en la Ósha, saluda a la Iyálósha o al Babálósha según la costumbre local (beso, abrazo, apretón de manos, etc)

- Si la persona que saluda está consagrada en la Ósha, saluda a la Iyálósha o al Babálósha mediante el rito de cruce de brazos enfrentándose, y contactos alternados de hombro con hombro, concluyendo siempre con un abrazo

...............

Tomado de obras personales protegidas por las leyes internacionales de Derecho de Autor language=JavaScript type=text/javascript></SCRIPT> <NOSCRIPT></NOSCRIPT>

-----------------------------------------------------------

Para dejar de recibir este mensaje o cambiar la frecuencia de entrega, dirígete a tu Configuración del correo electrónico.
http://groups.msn.com/OrishasArt/_emailsettings.msnw

¿Necesitas ayuda? Si has olvidado tu contraseña, vé a Servicios para usuarios de Passport.
http://groups.msn.com/_passportredir.msnw?ppmprop=help

Si desea formular alguna consulta o hacernos llegar sus opiniones, vaya a la página Ponte en contacto con nosotros.
http://groups.msn.com/contact

Si no deseas recibir más mensajes de correo electrónico de este grupo de MSN en el futuro, o si has recibido éste por error, haz clic en el vínculo "Quitar". En el mensaje de correo eletrónico que se abre, simplemente haz clic en "Enviar". Tu dirección de correo electrónico se eliminará de la lista de correo de este grupo.
mailto:[email protected]

Imágenes del tema de konradlew. Con tecnología de Blogger.
Published By Gooyaabi Templates